“Kingsman: El Círculo Dorado” La organización bajo amenaza

Por Daniela Ramírez

Ya llegó a las salas de cine la secuela de Kingsman: El Servicio Secreto. Esta nueva película continua con historias que quedaron inconclusas en su primera parte. La película se mantiene fiel a su esencia. Ahora Eggsy es más maduro frente a su rol como Kingman, y por ello se sobrepone a las situaciones que ponen en peligro su vida.

Pero en esta secuela la organización británica de espías recibe un golpe inesperado, que afecta a toda la organización. Esta amenaza lleva a Eggsy a relacionarse con una organización de espías estadounidense “The Stateman”, juntos se enfrentarán a un enemigo que afecta a ambos países. Con esta alianza llegan nuevos personajes interpretados por Channing Tatum, Halle Berry, Jeff Bridges, Pedro Pascal, además de Elton John, Popy Delevigne y Julianne Moore. Sin mencionar que además regresan algunos de los personajes de la primera película.

En esta ocasión la historia se desarrolla en grandes escenarios, uno de ellos es Glastonbury. Lugar donde se encuentra una clave para dar con el enemigo. Se podría decir que en este caso el enemigo son las drogas, pero más específicamente una especie de cartel cuyo objetivo es legalizar estas sustancias ilícitas. La jefa de esta organización es Poppy, interpretada por la gran Julianne Moore. Un personaje femenino empoderado en su cargo, cuyos subordinados son hombres que siguen sus órdenes sin hacer preguntas. Un personaje bien construido cuyo arco dramático sólo tiene un objetivo.

La película logra encantar con su comedia, emociona con los reencuentros de personajes y genera suspenso sobre como Eggsy y sus aliados salvarán al mundo. Su director Matthew Vaughn es fiel a su forma de grabar, manteniendo un estilo cinematográfico que ya vimos en Kick Ass. La película se destaca por sus escenas de acción, que van acompañadas de una buena música. Vaughn logra una buena historia, una polémica escena que ya es comentada y pequeñas historias que giran en torno a la trama central.

Ya se anunció que se viene una tercera parte, donde quizás veremos una relación definitiva entre Stateman y Kingsman. Y además un nuevo villano que podría traer una nueva amenaza mundial, que en según el deseo de su protagonista Taron Egerton (Eggsy) estaría interpretado por la Roca.